Clubes

El Sportivo Navideño

La Liga Yuteña nos regala hoy la posibilidad de conocer a unos de los clubes con el nombre más llamativo de todo el maravilloso fútbol del interior; el Sportivo Navideño. Una institución que se ganó el cariño de toda una barriada y que cada año pelea por llegar a lo más alto dentro del torneo local. Una entidad humilde, que paga a sus jugadores con el precio del combustible para que puedan movilizarse en sus respectivas motos y llegar a los partidos. Un club en donde realmente se siente “el amor por la camiseta”.

***

Ubicada a unos 330 kilómetros de Asunción, Yuty es conocida por su marcada tradición franciscana y su riqueza natural. Anclada en el departamento de Caazapá, sus caminos de tierra y polvo, y sus puentes de madera, marcan un poco también el olvido al que está sometida esta parte del país por las autoridades nacionales. Pero si hay algo que no puede parar, ni la desidia ni el olvido, es el amor por el fútbol, y en Yuty, la pelota rueda para la alegría infinita de sus 30.000 habitantes.

Dentro de lo que es la Liga Yuteña, compuesta por 16 equipos, está el peculiar “Sportivo Navideño”, que compite desde hace dos décadas dentro del campeonato local. El club fue fundado el 25 de diciembre (obviamente) de 1972, por un grupo de vecinos del barrio María Goretti. “Nos juntábamos cada 25 de diciembre a jugar un partido entre los amigos, entonces, una vez, nos planteamos armar un club y fue así que nació el Sportivo Navideño” cuenta Dionicio Rolón, uno de los fundadores y actual secretario general de la entidad pero que trabaja desde hace años en la institución, ocupando distintos cargos.

El monseñor Edmundo Valenzuela, bendice la camiseta y el estadio del Navideño.

El monseñor Edmundo Valenzuela, bendice la camiseta y el estadio del Navideño.

“Como en Navidad siempre nos juntábamos para jugar, entonces decidimos que era importante tener un club y luego participar del torneo local. No pensamos que puede ser un club así, pero hoy, el Sportivo Navideño ya tiene su sitio ganado” expresa Rolón. Cuenta que el camino fue largo y difícil, porque tuvieron problemas económicos desde un primer momento, pero el amor por lo que sentían siempre fue más importante. “Los primeros diez a 15 años fueron complicados porque costaba mantener todo, pero después nos fuimos acomodando y ya pensamos en jugar en la Liga de manera más profesional, digamos” comenta el secretario y fundador del club.

El 26 de enero de 1993, el Sportivo Navideño hace su aparición en la Liga Yuteña, debutando en la Primera División del fútbol yuteño. Según Rolón, cada inicio de torneo es todo un desafío, principalmente para poder hacer frente a los gastos con el presupuesto -casi siempre corto- pero que, de alguna manera, siempre se tiene los recursos necesarios. “Oimehai osë la plata la Sportivope ja ayuda hagua” (De cualquier lado sale la plata para ayudar al Sportivo) asevera igualmente el directivo del club.

[power_title color=”#33903f” ]”A casi todos (los futbolistas) se les paga con el valor del combustible que usan para que puedan movilizarse en sus motos, ya sea para llegar a las prácticas o para ir a los partidos oficiales. “Cuando se gana un partido importante juntamos algo entre los dirigentes y ese dinero se reparten entre los jugadores”[/power_title]

En ese sentido, el dirigente expresa que lo tradicional para que el club pueda subsistir, son las actividades al margen de las jornadas de fútbol. “Hacemos polladas, “vaquita” entre algunos colaboradores y también dirigentes, organizamos torneo de truco y torneo kuré. Nuestras camisetas siempre son donadas por algún simpatizante o empresario que quiere al club y nuestra cuota social es una suma simbólica. Aceptamos lo que el hincha quiera dar, todo suma, todo ayuda” indica el dirigente.

Don Rolón afirma, además, que el objetivo del Navideño siempre fue trabajar con los más jóvenes. El actual DT es Carlos Rotela, un conocido de la institución y que apunta, nuevamente esta temporada, a sacar los mejores resultados posibles. El debut estaba marcado para el pasado sábado 4 de abril frente al Coronel Martínez, pero un problema con la designación de árbitros hizo que hasta ahora, la Liga todavía no pueda empezar.

El Plantel, los premios

Rolón se expresa muy sincero al decir que los jugadores del Navideño saben la realidad del club, que son conscientes de que no tendrán premios millonarios, pero que lo prometido con ellos siempre se cumple. “Tenemos ahora unos 40 jugadores, entre Reserva y Primera. Muchos experimentados entre ellos. Pero tuvimos suerte con algunos jugadores, como Aldo Ojea, que fue arquero de las juveniles de la selección yuteña” dice Rolón.

Los jugadores del Sportivo, en plena concentración.

Los jugadores del Sportivo, en plena concentración.

Con lo que recaudan en la taquilla de los partidos, más las polladas y otras actividades, los jugadores reciben su premio. A casi todos se les paga con la nafta para que puedan movilizarse en sus motos, ya sea para llegar a las prácticas o para ir a los partidos oficiales. “Cuando se gana un partido importante juntamos algo entre los dirigentes y ese dinero se reparten entre los jugadores. Acá no hay mucha plata” asevera Rolón.

[power_title color=”#33903f” ]”Somos humildes pero queremos mucho al Sportivo. Acá directamente estamos por amor a la camiseta”[/power_title]

De acuerdo con los datos del dirigente navideño, una de las últimas transferencias importantes del club, significó un ingreso extra de G. 1 millón (250 dólares, al cambio actual) lo que hizo posible adquirir algunas cosas como para mejorar la infraestructura de la cancha. En general, las transferencias de los jugadores en la Liga oscilan a un promedio de G. 200 a G. 300 mil (unos 40 a 50 dólares) y el tiempo de mayor ingreso para las instituciones son los primeros trimestres de cada año, periodo en el cual los clubes se organizan para reforzar sus equipos.

Con un presupuesto aproximado de G. 2.500.000 (505 dólares) mensuales, los jugadores, cuerpo técnico y dirigentes del Sportivo Navideño saben que el club no da como para hacerse rico, pero sí sobran ganas por jugar cada domingo y defender los colores granate y blanco de la institución. “Somos humildes pero queremos mucho al Sportivo. Acá directamente estamos por amor a la camiseta” finaliza don Rolón.


La Liga y el sueño de un estadio

A principios de este año, Yuty empezó a soñar con tener un estadio propio. Desde el propio Ministerio de Deportes se presentó un proyecto para que la Liga Yuteña tenga un estadio de fútbol, acorde a la capacidad de convocatoria que van teniendo en cada torneo Interligas. La idea es construir un coliseo deportivo con una capacidad para unas 15.000 personas, con el objetivo de ir fortaleciendo un equipo, para que, con el paso de los años, Yuty pueda tener un equipo en la Primera División del balompié paraguayo, un sueño que alberga a todos los yuteños. En principio, la edificación de este estadio está previsto realizar en la localidad de Yegros, en un predio que ya pertenece a la Liga local.


Fotos: Gentileza de la dirigencia del Sportivo Navideño.

Comentarios

Dejá un comentario

Lo más popular

Arriba